Deportes

El río Rocha sorprende con agua cristalina, pero aún no está limpio

Knicks, Nets y la NBA donan un millón de máscaras a Nueva York

Gutiérrez dijo que tienen los equipos conformados para hacer el levantamiento de datos la siguiente semana

El olor fétido ha desaparecido, así como el color oscuro y turbio del agua. Es un panorama que sorprende a muchos cochabambinos que no pensaron que volverían a ver un aspecto mínimamente saludable del río Rocha. Mientras las autoridades planifican tomar muestras para identificar los contaminantes que se redujeron y las zonas donde existe mayor diferencia. Sin embargo, aclaran que el agua no está limpia.

El río Rocha parecía muerto. La titánica tarea de revitalizarlo lleva años en buenas intenciones, pero con pocos resultados. Sin embargo, una semana de cuarentena por el coronavirus fue suficiente para que el afluente tenga otro aspecto. Tanto la Gobernación como el municipio atribuyen este cambio a las industrias que dejaron de funcionar y descargar sus residuos.

“Han mejorado algunos parámetros de la calidad del agua del río Rocha. Sabemos que el afluente tiene aportes de aguas domiciliarias como industriales y en el municipio de Sacaba aún hay gran parte de la población que genera un proceso de contaminación, por lo que el agua sigue contaminada”, explicó el secretario de la Madre Tierra de la Gobernación, Alan Lisperguer.

Agregó que la mejora se debe a que existen obras hidráulicas de caídas de agua y esto oxigena el líquido que fluye hacia la ciudad. Asimismo, se redujo el aporte de las industrias que ahora mismo no están funcionando.

Advirtió que esto no debe ser un motivo para que la gente meta sus manos al agua o ingrese, pues no sólo el caudal está contaminado, sino también el lodo de las laderas.

“La contaminación se ha ido quedando en el lodo con el paso del tiempo. Entonces, se tienen altos niveles de contaminantes que no van a desaparecer de pronto”, advirtió.

Aún no se tomaron las muestras de agua para tener datos precisos de su calidad. Se espera que esto se realice la siguiente semana con la cooperación japonesa de Jica, agregó el secretario.

Asimismo, lo hará la Alcaldía de Cochabamba, manifestó el director de Medio Ambiente, Elvis Gutiérrez. El funcionario coincide con la autoridad departamental e indicó que es un aliciente ver la mejora del agua, que está más cristalina, pero la presencia de espuma aún es un indicador negativo.

En efecto, todavía se observa espuma en la zona del Cine Center. No es en la misma magnitud, pero es un elemento que todavía permanece.

Gutiérrez dijo que tienen los equipos conformados para hacer el levantamiento de datos la siguiente semana.

“Esta información va a permitir que identifiquemos las zonas donde las industrias hacen sus descargas de manera indiscriminada. Con estos datos daremos sanciones y tomaremos acciones”, manifestó.

Lo cierto es que el agua se ve más cristalina y las primeras en notarlo son las aves. Muchas volvieron al afluente y se bañan en las orillas. Se trata de un espectáculo que más de una persona retrató con su celular y lo subió a las redes sociales.

Al igual que la mejora en la calidad del aire y la disminución de la contaminación acústica, son muestras de lo nocivas que pueden ser las conductas del ser humano para el medio ambiente.